Regresan habitantes a colonia en riesgo en Huauchinango

, Puebla

mty01

Las cinco familias de la colonia Nuevo Monterrey tomaron la decisión a pesar del deslave que mató a 3 menores.

Huauchinango, Pue.- Después de haber permanecido refugiados cinco días en un albergue temporal que operó personal del ayuntamiento de Huauchinango, 7 integrantes de cinco familias en riesgo regresaron a sus viviendas ubicadas en la colonia Nuevo Monterrey, pero exigieron les sea entregado de inmediato el dictamen de su situación por Protección Civil municipal.

El pasado fin de semana, los albergados en el Palacio del Deporte decidieron dejarlo y volvieron a sus viviendas, ubicadas en la zona de alto riesgo, debido además a que una vecina de nombre “Minerva que es operadora política del alcalde Gabriel Alvarado Lorenzo nos dijo que el presidente nos iba a recibir el viernes por la tarde, pero todo fue mentira. El presidente ni siquiera sabía”, se quejaron.

Cabe recordar que en esa colonia, el pasado 25 de septiembre murieron tres menores de edad sepultados por un alud provocado por las intensas lluvias por lo que 24 horas después, las cinco familias vecinas del lugar se refugiaron en el albergue que estuvo operando el Sistema DIF Municipal.

Sin embargo, los vecinos decidieron regresar a sus hogares debido a que se quejaron de maltrato por parte de algunas empleadas del DIF por lo que “Minerva” les ofreció una entrevista con el presidente municipal, pero fueron atendidos por el secretario técnico Edgardo López Robles, porque el alcalde “estaba en una gira de inicio de obras”

A este funcionario le entregaron un pliego petitorio, en el que además del dictamen, solicitaron que a la familia afectada se le dé apoyo para su reubicación; que se coloque un muro de contención en el lugar siniestrado; “que se desvíe el arroyo que pasa por la calle Quetzalcóatl; se desazolven las bardas de las casas y se les dote de árboles para reforestar, además de que se corten las ramas de otro arbusto que está en la misma calle para evitar posibles riesgos”, dijeron Francisca Mirón Vázquez y Efraín Alonso Sánchez a nombre de sus vecinos.

Mientras, personal del departamento de Infraestructura municipal, construyó una guarnición sobre la calle Quetzalcóatl en la zona alta del cerro, donde igual que en la parte baja, hay viviendas.

La noche del pasado viernes, después de que jefes de familia y otros mayores de edad firmaran una carta responsiva, aunque el personal de Protección Civil consideró que el lugar no está seguro, los colonos salieron del albergue asumiendo la responsabilidad de sus actos, pero solicitaron se les entregue el peritaje.

Algunos empleados asignados a la Unidad Municipal de Protección Civil indicaron que con la construcción de las guarniciones sobre la calle en la zona alta, se evitará que los escurrimientos pluviales lleguen a la ladera, pero eso no quiere decir que las viviendas y sus habitantes estén fuera de riesgo, “simplemente se redujo el peligro”, acotaron.

MUNICIPIOS

 

 

banner fundacion